Otro caso de corrupción en Córdoba: el cartel del síndrome de Down

Otro caso de corrupción en Córdoba: el cartel del síndrome de Down

Montería. La Contraloría General de la República dejó al descubierto otro presunto fraude a la salud en Córdoba, que se suma al desfalco hecho por el denominado Cartel de la Hemofilia’ a través de recobros de cuatro IPS entre los años 2013, 2014 y 2015, durante el gobierno de Alejandro Lyons Muskus.

El nuevo fraude estaría relacionado con el contrato para los tratamientos  en síndrome de Down, adjudicado a la IPS Crecer y Sonreír, cuya representante legal es la bacterióloga oriunda de Montelíbano, Yolima del Carmen Rangel Yánez, y quien se desempeña como asesora de la Secretaría de Salud Departamental.

En este caso la Contraloría halló que a 42 pacientes jamás se les realizó el tratamiento completo, por lo que se configuró un detrimento patrimonial de 9 millones de pesos.

El ente de control encontró imposible que en las actas de la IPS apareciera que una profesional hiciera 355 terapias en dos ciudades los mismos días,  pagos que representaron un detrimento de más de 200 millones de pesos.

Según la Contraloría, la IPS Crecer y Sonreír, ubicada en la calle 1, casa 25, del barrio Valle Lindo, en Montelíbano presta servicios de fisioterapia, fonoaudiología, psicología, terapia ocupacional y terapia respiratoria.

CATEGORIES
Share This

COMMENTS

Wordpress (0)
Disqus ( )
error: El contenido de este sitio se encuentra protegido!!