VIDA Y SALUD

Descubra qué tan bueno es ducharse con agua caliente

Pinterest LinkedIn Tumblr

Tomar una ducha con agua caliente puede representar múltiples beneficios para la salud, la desintoxicación de la piel y la reducción de tensiones musculares.

Ducharse es, sin duda, uno de los momentos preferidos del día para muchas personas pues ayuda a aliviar la tensión y el estrés. Además, una ducha con agua caliente puede generar múltiples beneficios como contribuir a la eliminación de impurezas, promover la regeneración de las células de la piel e incluso para tratar dolores musculares.

Sin embargo, existen otras ventajas que quizá no conocía y que le contamos a continuación:

  • Alivia el dolor de cabeza

El calor contribuye a la dilatación de los vasos sanguíneos, permitiendo que el oxígeno llegue de la manera adecuada a todas las células del cuerpo. Además, relaja el sistema nervioso de aquellas tensiones que impiden conciliar el sueño.

  • Relaja los músculos

Favorece la oxigenación y recuperación de la masa muscular, idealmente después de someterse a esfuerzos físicos. Además, contribuye a aliviar tendones y tejidos previniendo lesiones y contracturas.

  • Elimina toxinas

Mejora la circulación y ayuda a abrir y limpiar los poros de la piel facilitando la eliminación de toxinas. Además, estimula el sistema linfático, lo que permite drenar fácilmente las sustancias que el cuerpo no necesita.

  • Calma la ansiedad

Convertir las duchas con agua caliente en un hábito, puede contribuir a calmar los niveles de ansiedad y estrés acumulados en el día a día. Además, si se combina con una rutina de meditación, los beneficios serán mayores.

Aunque bañarse con agua caliente puede traer muchas ventajas para el cuerpo y la mente, también hay que saber que existen reacciones nocivas como irritación de la piel, inflamación de las células y aumento de la presión sanguínea, que se producen cuando la temperatura del agua es muy elevada.

Comments are closed.